Alternativas contra el cancer ymuchas enfrmedades

Imagen Trucos caseros
Categoría: Salud
Valora este truco casero:





 
Enviada por: Administrador

truco casero de Alternativas contra el cancer ymuchas enfrmedades

Alternativas Contra el Cancer lo recibi y lo comparto con todos que Dios los bendiga. Franciscano Cura el Cancer y otras enfermedades Artículo tomado del NOTIDIOSESIS 966, Chihuahua Chih. México Una sencilla receta basándose en sábila, preparada por un sacerdote franciscano, que no se opone a revelarla, causa revuelo en las montañas de Judea. No es un milagro, tú puedes curar el cáncer y otras enfermedades. Belén Israel.- Fray Romano, un franciscano brasileño que trabaja en Belén Israel, dice curar el cáncer, gracias a una formula de productos naturales, muy fácil de elaborar. Y no sólo cura el cáncer.. También lo previene. La fama de Fray Romano, franciscano brasileño, actual maestro dl seminario de Belén, se va extendiendo por las montañas de Judea. Fray Romano es de sonrisa fácil, ojos quietos y trato amable. No es taumaturgo, ni curandero, ni médico. A la pregunta de sí es verdad según se oye, que cura el cáncer, responde: Yo curo el cáncer, tú puedes curar el cáncer y cualquier persona que lo quiera lo puede curar, sin hacer milagros, simplemente aplicando los elementos que produce la naturaleza. La Naturaleza tiene remedios para curar las enfermedades. Basta descubrirlos. Y nos da la receta: Medio kilo de miel pura de abeja, dos hojas grandes o tres pequeñas de la planta llamada Áloe Vera (sábila), tres cucharadas de coñac, whisky, tequila o aguardiente. Se quita el polvo y las espinas de la sábila, se corta en pequeños trozos, y se introducen todos los elementos en la batidora. Esperar hasta que se haga una pasta viscosa y ya esta listo el remedio para curar el cáncer. Abunda: Se prescribe tomar una cucharada grande tres veces al día, un cuarto de hora antes de cada comida y esto durante diez días. Antes de tomar el brebaje, Fray Romano aconseja agitar bien el frasco y haber pasado varias horas en ayunas, con el fin de que las pepsinas del organismo ansíen entrar en acción y el medicamento pueda penetrar fácilmente en todos los tejidos del cuerpo. Fray Romano explica como funciona su formula: El brebaje purifica el organismo por medio de la miel, alimento que llega a los órganos más alejados, la sábila tiene un gran poder cicatrizarte, y el alcohol dilata los vasos sanguineos. De este modo la sangre se purifica lentamente en diez días. Fray Romano advierte que si después de haber tomado la bebida salen abscesos en la piel, buena señal: La sangre sé esta purificando. No alarmarse si hay que visitar el cuarto de aseo. Si el primer tratamiento no produce efecto, el paciente debe someterse a una nueva serie de exámenes para ver si hay necesidad de una segunda, tercera o cuarta dosis hasta la cura total. Dice Fray Romano. Desde hace seis años el padre franciscano esta utilizando esta receta con óptimos frutos. Ha curado a varias decenas de personas de Belén y alrededores entre ellas varias desahuciadas por los médicos. Se le pregunta que clase de cáncer cura. Responde: El remedio que prescribo no solo cura el cáncer, sino que también lo previene. Cura el cáncer de la piel, del cerebro, del pulmón, de la próstata, la leucemia.... Cuenta Fray Romano que últimamente ha curado a una religiosa italiana de 29 años, enferma de esclerosis. Por allí anda trabajando y moviéndose sin problemas, dice el religioso. Fray Romano no se opone a que se publique su fórmula, pues no cobra por la receta, y añade PROLONGAR LA VIDA DE UNA PERSONA ME DA UNA SATISFACCION INMENSA. La Cura del cancer por medio del Aloe Vera Introducción Por lo visto, el cancer se puede curar, al menos en muchos casos. Así se ha podido constatar muchas veces, en muchos sitios, en diferentes naciones, con curaciones sorprendentes, en casos graves que los médicos no conseguían curar e incluso los daban por desesperados. Se trata de un tratamiento que nos propone un Franciscano brasileño. Es tan sencillo, que puede parecer hasta ridículo. Sin embargo ha sido avalado tantas veces con hechos reales.... Nadie podría prestar la menor fe a la proposición de un tal tratamiento, a no ser por la innegabilidad de tantos hechos constatados. A medida que se ha ido extendiendo su conocimiento y la constatación de su extraña efectividad, son ya bastantes los médicos, algunos de ellos expresamente dedicados a la curación del cáncer, que se han interesado por él. Tras haber comprobado su éxito, están también interesados en estudiarlo yu comprenderlo mejor. ¿Este tratamiento cura toda clase de cáncer? Si. ¿Qué tipos de cáncer cura de hecho? Todos. Se sabe que ha habido muchas curaciones de muchas clases de cáncer: Cáncer de piel, de garganta, del seno, del útero, de próstata, del cerebro, del hígado, del intestino, de leucemia, etc... Incluso en personas diabéticas. ¿Es una curación definitiva? En muchos casos la curación del cáncer ha sido definitiva. En pocas ocacioines el cáncer, tras haber sido curado, ha vuelto de nuevo. Se puede repetir el tratamiento de nuevo con eficacia. Todavía: cuando no se tiene cáncer, el tratamiento puede prevenir o evitar su contración durante un año Este tratamiento se puede hacer siempre, en cualquier estadio del cáncer. Por supuesto, es mejor si el tratamiento se empieza cuanto antes. Pero aun cuando el cancer sea viejo, y aun cuando parezca ya irremediablemente a los ojos de todos, son muchas las veces en que el tratamiento ha surtido efecto. Este tratamiento se puede hacer simultáneamente con cualquier otra cura del cáncer, por ej., la quimioterapia. Este tratamiento no entorpece la eficacia de la otra cura. MUY IMPORTANTE! La constatación de si este tratamiento ha curado ó no el cáncer no se puede determinar por meras impresiones subjetivas. Es preciso un conocimiento objetivo, que sólo se puede obtener mediante los controles médicos. Por eso hay que recurrir a ellos, tanto antes de empezar al tratamiento (para saber cuánto cáncer hay), cómo despúes, una vez comenzado el tratamiento, (para saber si el cáncer progresa aún, o se ha estabilizado ya, ó disminuye, ó ha dejado de existir). Sólo los resultados de esos controles pueden determinar con seguridad el estado del cáncer y no las sensaciones de mejoría que pueden sentir los enfermos. En efecto, es muy frequente que este tratamiento pronto en el enfermo una cierta sensación de bienestar y de mejoría. Pero esos síntomas no constituyen ningún índice de que el cáncer está realmente curado. Es peligroso, pues, dejarse guiar por esas sensaciones y no asegurar bien el conocimiento del estado del cáncer por medio de los susodichos controles médicos. PREPARACION DEL JARABE El tratamiento consiste en la toma de un brebaje o bebido que se hace con una planta llamada Aloe Vera. Tiene una apariencia como de un cactus. Sus hojas son duras y sus bordes espinosos. Su contenido interior es baboso. Su sabor es muy amargo). Su nombre en español es Sávila. (Erva Babosa en Portugués. Crece en regiones más bien secas. El jarabe se hace con los siguientes elementos: Dos hojas grandes (ó más, si son pequeñas) de esa planta Aloe Vera (peso total de unos 300 gramos más o menos). Que no sean ni muy viejas ni muy jóvenes. Tras lavarlas, (para quitarles el polvo), quitar las espinas del borde y recortar ligeramente sus rebordes. Medio kilo de miel Siete a ocho cucharadas de sopa de algún cognac o whisky (en otra receta se menciona solamente 3 ó 4 cucharadas) Pasar todo ello por un turmix durante uno o dos minutos. Resultará una especie de bebida cremosa. Su sbor es un poco extraño, pero no sabe mal. El brebaje formado pro estos elementos constituye una unidad de tratamiento FORMA DE TOMAR EL JARABE: Antes de tomarlo, agitar el frasco (para que se mezclen bien los diversos componentes del brebaje). Tomar una cucharada de sopa de este brebaje tres veces al día: a la mañana, mediodía y cena. Entre un cuarto de hora a una media hora antes de tomar cualquier otro alimento. Hay que tomar la unidad de tratamiento sin interrupción. La toma del contenido de una unidad de tratamiento puede durar unos diez (10) días o algo más (depende del tamaño de las plantas utilizadas, de la cuchara de sopa que se usa, etc..) No interrumpir la toma de la unidad de tratamiento hasta su consumición total. (aunque parezca que hay síntomas de mejoría). Esta unidad detratamiento se podrá repetir despúes otra vez (ó no), según se explica seguidamente. CONTROL MÉDICO DEL CANCER Y UTILIZACIÓN DEL TRATAMIENTO Se ha aludido antes a la gran importancia de estos controles objetivos. He aquí lo que sería ideal, aunque por diversas razones no siempre es posible: Hacer un primer análisis de cuánto cáncer se tiene antes de comenzar el tratamiento. Otro análisis despúes de cada unidad de tratamiento. Tras cada unidad de tratamiento, caben cinco hipótesis: El cancer sigue creciendo: no hay todavía ningún síntoma de curación. Volver a tomar otra unidad de tratamiento. Despúes de la toma de dos unidades de tratamiento, el cancer sigue creciendo. Doblar la dosis. O sea, tomar el brebaje como antes, a la mañana, mediodía y cena, pero esta vez dos cucharadas de sopa en vez de una sola. Y así otra vez de nuevo, si es preciso, hasta que deje de crecer el cáncer. El cáncer ya no crece, se ha detenido: buena señal. Tomar una nueva unidad de tratamiento normal. O sea, en caso de que se hubiese doblado antes la dosis, volver a tomar una sola cucharada de sopa a la mañana, mediodía y cena. El cancer disminuye: muy buena señal. Hacer un nuevo tratamiento de diez días, y repetirlo si es necesario, hasta que desaparezca del todo. El cancer ha desparecido del todo. Son muy frecuentes los casos en que ha bastado una sola unidad de tratamiento para que se haya eliminado totalmente el cáncer. Entonces se puede hacer dos cosas: o bien cesar definitivamente el tratamiento, o bien tomar todavía una nueva unidad de tratamiento más , como prevención al menos para un año, como queda dicho. Ahora bien, desgraciadamente no siempre se puede conseguir que le hagan a uno todos esos controles del cáncer en los tiempos ideales que se acaban de indicar: exactamente antes del comienzo del tratamiento y despúes de la toma de cada unidad de tratamiento. Entonces no cabe otro remedio que esperar y adaptarse a los ritmos de control que los médicos proporcionan. Como solo estos controles médicos del cáncer pueden asegurar con certeza el grado de curación conseguido por el tratamiento, tendrá que ser uno mismo el que tendrá que repetir el tratamiento, según el grado de cáncer detectado por los controles disponibles. los numerososNOTA IMPORTANTE! cuando se toman varias unidades de tratamiento, entre la toma de una unidad y otra hay que guardar siempre un intervalo de unos sietes días. Con estas interrupciones, la toma repetida de este tratamiento no hace nunca daño. Por esta razón, en casos en que uno no puede disponer de los controles médicos en las condiciones ideales, no se corre ningún peligro con la repetición del tratamiento aun cuando no fuese ya necesario, porque como queda dicho, no hay que temer nada por la repetición del tratamiento. OBSERVACIÓN Es recomendable abstenerse de comer carne lo más posible durante el tratamiento. Alimentarse más bien de verduras y fruta. El tomar carne puede retardar el efecto del tratamiento aunque, de todos modos, el tratamiento terminaría por prevalecer Por último, como queda dicho, se puede tomar también una unidad del tratamiento, aun cuando no se tenga ningún síntoma de cáncer, a modo de simple prevención. Una unidad de tratamiento asegura la no contracción del cáncer a lo largo de un año aproximadamente. ALOE VERA, LA CURA ES POSIBLE!!! 13 maneras de cómo el Aloe puede ayudarlo Conocida por los herbolarios y médicos folkloristas como la planta medicinal, esta cactácea con hojas verdes llenas de un gel claro y viscoso fue traído de África a Norte América en el siglo XVI. Sin embargo, mucho antes que eso, el Aloe, cuyo nombre significa sustancia amarga brillante, ya era bastante conocida como la planta que cura todo. Los egipcios antiguos se refieren al aloe como la planta de la inmortalidad y lo incluyeron dentro de los regalos que se enterraban con los faraones. En décadas recientes, las investigaciones científicas han comprobado y extendido varias de las propiedades curativas del gel (usado de manera tópica, consumido como líquido o en pastillas), que es el corazón del ALOE . A continuación, hay una breve reseña de sus propiedades: Ayuda a curar heridas La parte principal del la hoja está compuesta por gel, 96% de agua con otro 4% conteniendo 75 sustancias conocidas. Aplicados a heridas, el gel de Aloe es anestésico, cicatrizante y calmante del dolor; también es antibacteriano y antifungicida e incrementa la circulación sanguínea. Un estudio basado en animales, de la revista de la asociación Médico Pediatra Americana encontró que tanto las preparaciones de Aloe orales como tópicas aceleran la curación de la herida. A los animales se les daba Aloe en el agua durante 2 meses o 25% de crema de Aloe aplicada directamente a sus heridas por 6 días. El ALOE tuvo efectos positivos en ambos casos. Ayuda en la recuperación post-quirúrgica: El ALOE disminuye el tiempo de recuperación luego de una operación, de acuerdo a un reporte en la Revista de Cirugía dermatológica y oncológica. 18 pacientes con acné fueron intervenidos quirúrgicamente y se les aplicó la curación estándar de gel quirúrgico ( la usada en medicina comúnmente) en la mitad de la cara, mientras que la otra mitad se trató con la misma curación pero esta vez mezclada con ALOE. La mitad de la cara que fue tratada con ALOE, se curó aproximadamente 72 horas antes que la otra mitad. El Dermatólogo James Fulton de Newport Beach, California, autor principal del reporte, usa Aloe tópico en sus prácticas para aumentar la cura de las heridas. Cualquier herida que tratemos, ya sea suturar un corte o retirar un cáncer de piel, sana mejor cuando se trata con Aleo Vera, nos cuenta él. Alivia las quemaduras: En un estudio publicado en la Revista de asociación médica de Tailandia, 27 pacientes con quemaduras moderadas fueron tratados con Aloe Vera Gel o Vaselina (gel de petróleo). Las heridas tratadas con Aloe se curaron en un promedio de 12 días antes, mientras los tratados con vaselina lo hicieron en un promedio de 18 días. Minimiza el daño de las lesiones cutáneas producidas por el frío: Un estudio publicado en Anuales de Emergencias médicas establece que el ALOE actúa también para la congelación. Los investigadores le dieron un tratamiento estándar para la congelación ( antibióticos, iboprufeno y fomentos) a 154 pacientes con congelación tanto leve como severa. De los pacientes que además se les aplicó crema de Aloe Vera, 67,9% se curaron sin ninguna pérdida de tejido (amputación) comparado con un 32.7% del resto del grupo. Los investigadores concluyeron que el Aloe evita la disminución del flujo sanguíneo a los tejidos congelados, una causa común de pérdida de tejido por congelación. Evita el daño por radiación: El Aloe protege la piel del daño causado por los rayos X, de acuerdo con los investigadores de la Universidad de Hoshi en Japón publicado en un diario local. Ellos encontraron que el Aloe es un efectivo antioxidante, que eliminan los radicales libres producidos por la radiación, y que protege dos de las sustancias curativas del cuerpo, superoxide dismutase (una enzima antioxidante) y glutathione (un aminoácido que estimula el sistema inmunológico). Cura las lesiones producidas por la psoriasis: En un estudio (dobleciego controlado por placebos), publicado en Medicina Tropical y Salud Internacional, a 60 pacientes con psoriasis crónica se les dio un 0.5% de extracto de Aloe Vera en una crema de aceite mineral. Esto se le aplicaba 3 veces al día por cinco días consecutivo (15 aplicaciones en total por semana) durante cuatro semanas. Cuando se revisó a los pacientes luego de 8 meses, se comprobó que se curaron sus lesiones más pacientes tratados con Aloe que los otros. Un 82.8% contra un 7.7%. Además un 83.3% del grupo del Aloe se considera que fueron totalmente curados de psoriasis contra un 6.6% del otro grupo. Alivia los problemas intestinales: El jugo de Aloe Vera es efectivo para tratar enfermedades causadas por inflamaciones intestinales, de acuerdo con un estudio publicado en Medicina Alternativa. 10 pacientes recibieron 2 oz. De jugo de Aloe, tres veces al día, por 7 días. Luego de una semana, todos los pacientes se sanaron de la diarrea, cuatro reportaron haber mejorado la regularidad intestinal, y 3 haber aumentado su energía. Los investigadores concluyeron que el Aloe podía balancear el intestino regulando el PH intestinal mientras mejora la movilidad gastrointestinal, y reduce la formación de ciertos microorganismos fecales, incluyendo el fermento. Otros estudios han demostrado que el jugo de Aloe Vera ayuda a desintoxicar el intestino, neutralizar la acidez estomacal, y aliviar el estreñimiento y las úlceras gástricas. Reduce el azúcar en la sangre de pacientes diabéticos: El Aloe reduce los niveles de azúcar en la sangre de los diabéticos, (según una Investigación de Hormonas). A cinco pacientes con diabetes adulta se les administró ½ CUCHARADITA DE EXTRACTO DE Aloe Diariamente por 14 semanas. Los niveles de azúcar en la sangre se redujeron en todos los pacientes en un promedio de 45% sin sufrir cambio en su peso total. Reduce la hinchazón provocada por la artritis: El Aloe puede prevenir la Artritis, y reducir la inflamación en las articulaciones que ya están afectadas por la enfermedad. El Aloe puede inhibir las reacciones autoinmunes asociadas con ciertas formas de artritis, en donde el cuerpo ataca sus propios tejidos. Se inyectó una bacteria que causa la artritis a algunos animales, provocando inflamación e hinchazón. Se inyectaba diariamente el 150 mg de Aloe por Kg. De cuerpo durante 13 días. Las mediciones se tomaron diariamente para determinar la cantidad de hinchazón e inflamación. Varios compuestos de Aloe demostraron la actividad anti artrítica. De acuerdo con las investigaciones, un ácido orgánico del Aloe reduce la inflamación un 79.7% y suprime la respuesta auto inmune un 42.4%. Otro componente del Aloe (Antraquinone) reduce la inflamación un 67.3%, pero no tuvo efectos en el sistema auto inmune. Reduce la infección del HIV Un extracto de mannose, uno de los azúcares del Aloe, puede inhibir el HIV-1 (el virus del SIDA). En 1991 un estudio de Bioterapia molecular, con células tratadas in Vitro (fuera del cuerpo) con extracto de Mannose, demostró que el Aloe disminuye la reproducción un 30%, reduce el total de la cantidad de virus, y aumenta la viabilidad de las células infectadas (probabilidades de sobrevivir). Soporte nutricional para pacientes de HIV El jugo de Aloe Vera es eficaz apoyo en el programa nutricional de pacientes HIV + de acuerdo con la revista Advancement Medicine. Durante cuatro meses, 29 pacientes tomaron 100% puro Aloe Vera Gel (14.2 gr cuatro veces al día junto con un suplemento ácido esencial y otros suplementos conteniendo vitaminas, minerales y amino ácidos. A los pacientes se les pidió que continuaran con su dieta normal y que no tomaran otros suplementos. Pasados los 90 días, todos los pacientes tenían menos manifestaciones oportunistas, fatiga y diarrea, así como también aumentaron sus glóbulos blancos (significando que su sistema inmunológico estaba respondiendo positivamente). En el 25 % de los pacientes, el aloe disminuye la reproducción del virus. Los investigadores encontraron que el Aloe (extracto de mañosa y otros componentes) estimularon el sistema inmunológico del cuerpo, particularmente los glóbulos blancos que activan la inmuno respuesta contra la infección. Estimula la respuesta inmunológica en contra del cáncer: De acuerdo con recientes investigaciones, el Aloe puede ayudar a prolongar el tiempo de vida y estimular el sistema inmunológico de los pacientes con cáncer. En un estudio en 1994 publicado en el diario médico japonés Yakkak Hoeji, se estudiaron ratones con tumores cancerígenos y se les dio Aloe oralmente por lapso de 14 días con sorprendentes resultados. En un experimento simultáneo de células cancerígenas humanas, se encontró que dosis significativas de Aloe suprimen el crecimiento de esas células cancerígenas. Los investigadores, que escribieron en Inmunología e Inmunoterapia del Cáncer encontraron un componente de Aloe (lecitina), que cuando se inyecta diariamente en los tumores activa el sistema inmunológico para atacar el cáncer. Las células mortales T, glóbulos blancos que invaden las células y las destruyen, comienzan a atacar las células del tumor, inyectadas con lecitina. El Aloe se convierte en el sistema inmunológico activando glóbulos blancos que segregan antigérmenes causando sustancias anti-cáncer. Además, el Aloe promueve el crecimiento de las células normales. Áloe Vera: Beneficios para la Salud Gastrointestinal Hay tres factores que contribuyen en gran medida al mal funcionamiento del tracto gastrointestinal: estrés, una dieta pobre en nutrientes y las toxinas del medio ambiente. La planta Áloe vera, también conocida como sábila, puede asistir al cuerpo con estos tres factores y al mismo tiempo, sus compuestos botánicos activos, pueden ayudar a fortalecer el sistema inmune, reducir el riesgo de enfermedad cardiovascular, neutralizar radicales libres y acelerar la producción de nuevas células. Se ha anotado en numerosos estudios científicos, que el mayor daño producido por los radicales libres tiene su origen en el aparto gastrointestinal. Si usted puede ayudar en la reparación de este sistema tan importante, no solo estará previniendo la enfermedad, sino contribuyendo en gran medida en la prevención de los daños causados por el envejecimiento (muchos de ellos relacionados a los radicales libres). Investigaciones recientes en áloe, han revelado que la planta contiene más de 200 compuestos activos y un grupo específico de polisacáridos que se han identificado como los componentes biológicamente activos y más beneficiosos de la planta. Estudios anteriores, revelaron que la fracción de polisacáridos que son el principio activo de curación de la planta, varían en su cantidad y actividad Cuando algo ocurre que nos perturba o nos incomoda, las más de las veces sentimos la respuesta en el estómago, como un ardor, a veces dolor o una sensación inconfortable. Miles de personas sufren de síndrome de intestino irritable, colitis o dolor abdominal sin diagnóstico y en países desarrollados, una de cada 10 personas sufre de úlcera gástrica y/o problemas de estreñimiento. El mecanismo es bien entendido, ya que con cada evento de estrés, el flujo de sangre se concentra en el músculo y se desvía del tracto-gastrointestinal. Es la respuesta normal del organismo a una situación de alarma, además de la aceleración de los latidos cardiacos, la dilatación de la pupila y muchos otros signos, y es allí adonde se va la energíaaunque usted acabe de cenar. De hecho, el estrés obstaculiza una buena digestión y eliminación. Estos mecanismos de defensa fueron desarrollados en nuestros ancestros, como métodos de supervivencia, cuando un animal los perseguía y/o tenían que correr por sus vidas. El problema es que todavía tenemos esa memoria genética y la respuesta del cuerpo es la misma, con solo estar detrás del volante del auto en la mañana, o interaccionar con el jefe de la oficina y otros cientos de situaciones de la vida diaria. Vivimos en un constante estrés y no tenemos para donde correr. El sistema gastro-intestinal está siempre afectado y cubrimos los síntomas con anti-ácidos, anti-espasmódicos, anti-inflamatorios y medicamentos para el dolor. No estamos haciendo nada para prevenir o curar el daño celular a este nivel Áloe es un anti-inflamatorio natural, que promueve la curación del tracto gastrointestinal, ayuda a combatir el estreñimiento y a limpiar el intestino, restaurando los niveles de líquidos en el colon y ayudando con la reparación de los millones de células que son reemplazadas diariamente en este órgano. Áloe ayuda también en la absorción de los nutrientes que vienen con los alimentos, contribuyendo a mejorar la nutrición en general. Y en cuanto a las toxinas ambientales a las que estamos expuestos todos los días, que son absorbidas por el tracto gastro-intestinal hacia la sangre, el áloe fortalece la mucosa intestinal, en su selectividad para el rechazo y eliminación de estas toxinas. El principio activo de la planta (tomado vía oral), actúa por lo tanto, como un potente agente anti-catabólico, no solo en el tracto gastro-intestinal, sino acelerando la producción de tejido colágeno por las células llamadas fibroblastos (poderoso efecto anti-envejecimiento en muchos tejidos, incluyendo la piel) No todos los productos de Áloe en el mercado, son manufacturados con los controles de calidad necesarios para el mantenimiento de su principio activo. El hecho de que su etiqueta anote que es 100% áloe, no significa que es una concentración pura. Compre el áloe de casas de manufactura conocidas por la calidad de sus productosLa verdad sobre el Áloe Vera y los gluconutrientes La planta de Áloe Vera es originaria del Africa tropical, los griegos y los romanos también la conocían y utilizaban el gel para las heridas. Se dice que Cleopatra atribuía su belleza al uso de gel de Áloe Vera. En el papiro de Ebers que data de 1500 A.C. y se conserva en la Universidad de Leipzig, se anotan los innumerables valores medicinales de esta planta. Conocida en América desde el siglo XVl. El Áloe Vera pertenece a una familia de más de 200 especies que crecen en Africa, Europa y las Américas, sus hojas son carnosas y lanceoladas y su color varía de gris a verde claro. Las suculentas hojas de la planta Áloe Vera son verdaderamente un paquete milagroso que nos ha dado la madre naturaleza. Se le atribuyen propiedades para la curación de quemaduras, heridas, picazón, psoriasis, dolores de cabeza, enfermedad de las encías y problemas digestivos, solo para nombrar unos pocos. El gel del Áloe Vera tiene propiedades antibióticas, astringentes, anticoagulantes , y estimula el tejido colágeno para su cicatrización. La planta de Áloe Vera es la estrella de los descubrimientos científicos de los últimos 10 años, por el papel que poseen algunos de sus componentes en la comunicación célula a célula, base para la detección de células y microorganismos no deseados en nuestro cuerpo. Las células utilizan un idioma pasa pasar información de vital importancia para el proceso de la vida. Las palabras de comunicación que se utilizan son glucoproteínas y se ha demostrado en numerosos estudios alrededor del mundo, que cuando las células no tienen estas palabras, la comunicación se pierde y pueden aparecer un sinnúmero de padecimientos. Para que el organismo fabrique las glucoproteínas, se necesitan 8 sacáridos (azúcares) que no los obtenemos en la dieta normalmente, ya que solo 2 de ellos se consumen regularmente. El organismo de una persona sana puede manufacturados, pero pasando por un complicado proceso que requiere muchas enzimas, vitaminas y minerales. Sin embargo, este proceso puede ser interferido por diferentes toxinas, abundantes en nuestro medio ambiente (agua, aire) y nuestros alimentos. La hipótesis científica anota entonces, que al no existir estas letras en nuestro organismo, las palabras no pueden ser compuestas en el idioma apropiado y la falta de comunicación entre las células es el principio de enfermedad. La células de defensa no pueden reconocer a las células saludables de las células enfermas y la enfermedad prolifera, sin control del sistema de defensa. El Áloe Vera provee la base para los productos naturales llamados gluconutrientes (que dan al organismo las armas para el fortalecimiento del sistema inmune), ya que posee polisacáridos que ayudan a la comunicación celular y el fortalecimiento del sistema inmune. Los gluconutrientes contienen además de la polimanosa (carbohidrato) que es el principio activo del Äloe, los otros 7 carbohidratos necesarios para la comunicación celular y la respuesta del sistema de defensa del organismo a células enfermas, o extrañas a nuestro organismo. Síntomas comunes como cansancio, falta de alerta mental, mareos, aumento de peso sin explicación, poca memoria, falta de interés sexual, concentración6n pobre, dolores de cabeza, depresión pueden estar asociados a una deficiente función del sistema inmune. Enfermedades crónicas como el cáncer, asma, enfermedad del corazón, diabetes, Lupus, síndrome de fatiga crónica, el SIDA, esclerosis múltiple, osteoartritis, fibromialgia y la enfermedad de Alzheimer, están asociadas con la alteración del sistema inmune. De acuerdo a un artículo publicado en la revista Scientific american El científico americano en febrero de 1998, las toxinas están aumentadas de 5 a 10 veces más en nuestros hogares que afuera de ellos. Las toxinas están en todos lados. Estudios señalan que hay hoy día se pueden encontrar de 300 a 500 toxinas que no se encontraron en ningún ser humano antes del año 1940. Nosotros como individuos no podemos cambiar completamente el medio ambiente de un día para otro, pero si conocemos desde siempre, la habilidad innata que tiene el cuerpo humano de curarse solo. Gluconutriente es un suplemento natural que ayuda a nuestro organismo en la batalla contra la enfermedad, ofreciéndole las armas para la comunicación célula a célula y el fortalecimiento del sistema inmune de una manera natural y no tóxica.


Comparte este truco casero:


Comparte este truco casero por email con un amigo/a:

Tu nombre
Tu email
El nombre de tu amigo
El email de tu amigo